El incesante crecimiento de nuestras ciudades nos empuja a buscar soluciones que nos permitan vivir cada vez mejor.

El ascensor, sin ir más lejos, hace posible que en ciudades españolas tan pobladas como Madrid o Barcelona (por poner un ejemplo) podamos seguir construyendo edificios altos para vivir, trabajar o incluso divertirnos.

A pesar de todo, cada día es mayor el número de personas que habitan en las grandes urbes, y ninguno de nosotros quiere renunciar a las comodidades que la vida moderna pone a nuestro alcance.

¿Sabías que España ocupa la decimocuarta posición en la lista europea de coches por persona? Si lo ponemos en cifras, hablamos de unos 520 vehículos por cada 1.000 habitantes, lo cual no es poco.

El problema del tráfico y su consecuente contaminación son un claro reflejo de la sobrepoblación de algunas ciudades, como también lo es la falta de espacios en la vía pública para el estacionamiento de los vehículos.

Por suerte, la tecnología de los equipos de elevación también tiene algo que aportar al mundo automovilístico…

 

¿Qué son los montacoches?

Los montacoches son equipos de elevación especialmente diseñados para el transporte vertical de vehículos turismos, con conductor y acompañantes a bordo.

Constituyen una solución de lo más práctica en aquellos edificios en los que, por cuestiones urbanísticas y de espacio, no es viable la construcción de una rampa de acceso al parking (que puede ser subterráneo o estar en un nivel superior al de la calle).

Es frecuente encontrar montacoches en instalaciones de aparcamiento público en la zona céntrica de las ciudades, en talleres mecánicos, en concesionarios o incluso en edificios de viviendas compartidas. Los montacoches facilitan el acceso y la salida de los vehículos y ayudan a ahorrar metros cuadrados útiles dentro de los inmuebles.

 

¿Cómo funcionan?

Atendiendo a las dimensiones del edificio, las características de los vehículos, y las necesidades del usuario final, los montacoches pueden diseñarse en una gran variedad de modelos con diferentes funcionalidades y acabados. Pueden ser eléctricos o hidráulicos, con cabina o plataforma, con mayor o menor capacidad de carga, etc.

Las cabinas de los ascensores montacoches van equipadas con un panel de control colocado a una altura y distancia apropiadas para que el conductor pueda alcanzarlo desde el asiento y a través de la ventana, sin que haya necesidad de bajarse del vehículo. Además, también suelen disponer de mando a distancia y protecciones laterales que facilitan la maniobras.

 

Los montacoches de Inapelsa

En Inapelsa diseñamos ascensores montacoches de tipo hidráulico adaptándonos a las condiciones y a las circunstancias de cada proyecto arquitectónico y de cada cliente.

Nuestros montacoches incorporan cabinas acabadas en chapa de acero pintadas o en laminado plástico, puertas automáticas centrales en pintura de epoxi o en acero inoxidable, y sistemas de renivelación con puerta abierta.

 

¿Tienes un proyecto entre manos? Nos encantará conocerte y ayudarte a que lo pongas en marcha con esta u otras de nuestras soluciones en sistemas de elevación.

Puedes ponerte en contacto con nosotros en cualquiera de los canales de nuestra página de atención al cliente.

¿Por qué crees que los ascensores son tan populares en las redes sociales? Los selfies de ascensor son casi tan antiguos como los móviles con cámara de foto. Les hemos dedicado una entrada en nuestro blog, ¡no te la pierdas!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.